Emblema Rx.

Emblema Rx.
Index; Temas Relacionados

Translate

Música de Navidad



 Gloria a Dios en la Altura. . .
 en la Tierra, Paz. . .
y en los Hombres, Buena Voluntad.
 (Lucas 2:14)














































Estrella de Belén es el Espíritu Crístico


El fenómeno celeste que según el Evangelio de Mateo, los Reyes Magos bautizaron como la estrella de Belén, ha sido un enigma durante siglos.

Uno de los científicos fascinados por este mito es Grant Mathews, profesor de astrofísica y cosmología teórica en el Departamento de Física de la Universidad de Notre Dame en Indiana, EE.UU.

 Mathews estudió registros históricos, astronómicos y bíblicos para determinar la naturaleza de la estrella de Belén. Y tras más de una década de estudios el científico descredita el famoso mito religioso.

   En su opinión, los Reyes Magos se enteraron del nacimiento de Jesús gracias a una alineación planetaria extremadamente rara que se produce una vez cada 500  mil años.

De acuerdo con los registros en los que se basa el científico, durante esta alineación, el Sol, Júpiter, la Luna y Saturno estaban en la constelación de Aries, mientras que Venus estaba en la constelación de Piscis, y Mercurio y Marte estaban en la constelación de Tauro. Aries se encontraba en el equinoccio vernal.

Según Mathews, la alineación que se produjo fue interpretada por los Reyes Magos como el nacimiento de un nuevo gobernante de Judea, ya que Aries en el equinoccio vernal marca el inicio de la primavera; la presencia de la Luna y Júpiter en Aries representaba nacimiento de un regente con un destino especial, y la presencia de Saturno en esta constelación era un símbolo de una nueva vida. 




Por su  parte, la Iglesia Católica insiste en que la Estrella de Belén es el milagro que guió a los Reyes Magos al lugar del nacimiento de Jesucristo.

Y el Cristianismo Esotérico Rx. enseña que la  Estrella de Belén es el Espíritu Cristico, en su descenso a la Tierra.

Auxilio Divino Ante el Caos Mundial


Actualmente hay diversas crisis mundiales que superan mucho la gravedad de las que produjeron la primera y la segunda guerras mundiales, juntas.

Y el asunto ya  no es que estas crisis son tan graves que pueden producir una tercera guerra mundial. Sino ¿por qué aún no estalla una tercera guerra mundial?.

Inclusive, están las actuales tensiones  internas en EE.UU. trágicamente convertidas en un conflicto atizado por la reciente elección presidencial.

Y no es por el resultado, sino por la elección misma. Ya que de todos modos el conflicto se habría atizado, cualquiera que hubiera sido el resultado de la elección.
Así que, ante esta terrible  actualidad mundial, lo único que nos queda es merecer el auxilio divino 
y orar. Pero ¿Cómo y qué orar? ¿Las "maravillosas y poderosísimas" oraciones que ofrecen los manuales?

No. Debe ser la oración Padre Nuestro porque tiene  el elevado Poder Divino que Cristo le confiere. Y es la única oración que Dios Hijo, Cristo nos enseña. Además debe ser tal como Él nos la enseña. Sin "mejorarla" porque es una fórmula que al "mejorarla"  pierde su Poder Divino.

  * * * 

Cuando oréis decid:

Padre Nuestro que estás en el Cielo.
Santificado sea Tu Nombre.
Venga a nosotros Tu Reino.
Hágase Tu Voluntad en la Tierra como en el Cielo.

El pan nuestro de cada día dánoslo hoy.
Perdónanos nuestras deudas, así como
nosotros perdonamos a nuestros deudores.
No nos dejes caer en la tentación.
Y líbranos del mal.

 * * * * * * *

Sacerdote Asegura que Desastres son Castigo Divino


Los recientes terremotos en Italia son castigo divino por la unión civil entre homosexuales legalizada recientemente, porque esto ofende a la familia y la dignidad del matrimonio, asegura el sacerdote Giovanni Cavalcoli.

El Vaticano por su parte, critica esta afirmación y explica que la idea de un Dios vengativo es "una visión pagana" que data de "la era precristiana".

En este aspecto, el arzobispo Angelo Becciu, número dos de la poderosa Secretaría de Estado del Vaticano, califica la declaración como "ofensiva para los creyentes así como escandalosa para los no creyentes" y pide perdón a las víctimas del terremoto. También afirma que esto cuenta con "la solidaridad y el apoyo" del papa Francisco.

Además la Radio María en la que Giovanni Cavalcoli se expresó, también tomó distancia del religioso Cavacoli, tildó sus declaraciones de "inaceptables",  y le suspendió su programa mensual.

Sin embargo el sacerdote no se retractó, y declaró en otra estación de radio que el Vaticano debería "releer el catecismo" e insistió en que los terremotos son consecuencia de los pecados del hombre.
​​

Si Dios existe ¿Por qué permite el mal?

Si Dios quiere impedir el mal pero no puede, entonces no es omnipotente.
Si puede pero no quiere impedirlo, entonces es malévolo.
Si puede y quiere impedirlo, entonces ¿cómo es qué existe el mal?
Si no puede ni desea impedirlo, entonces ¿por qué llamarlo Dios?

Esta pregunta ¿Si Dios existe, por qué permite el mal?, es la llamada paradoja de Epicuro (340 A.C.) que era un ateo contrario a Platón.

  * * * * * * *


Y la respuesta del Cristianismo Esotérico Rx., es que:

Para todos los humanos es indispensable que enfrentar el Mal en todas sus formas y durante muchas vidas, para aprender a reconocerlo y dominarlo totalmente.

Porque al combatirlo y definitivamente vencerlo evolucionamos hasta llegar a la perfección espiritual; y algún día volver al Mundo de Dios, del que procedemos.

Porque fuimos creados como espíritus originales, a semejanza espiritual de Dios, y con sus mismas potencialidades.

Les respondió Jesús: ¿No está escrito en vuestra ley: Yo dije, dioses sois? - San Juan 10:34.

Por tanto, es indispensable que desarrollemos y manifestemos tales potencialidades, a través de muchísimas vidas.

Tenemos que crecer, elevarnos y fortalecernos enormemente. Y esto jamás lo lograríamos, si vivimos tranquilamente donde ningún mal nos alcance, y estamos protegidos hasta de malas miradas.

Por el contrario, tenemos que correr la vida y rodar por el mundo; enfrentando y superando todas las vicisitudes, las dificultades y los males; así como reconocer engaños de los demonios (Satán incluido) y superarlos.

Porque sólo así alcanzaremos el verdadero propósito y la razón de nuestra existencia y de nuestra presencia en el mundo.

Claro que muchas veces fracasamos, pero con cada fracaso aprendemos y nos fortalecemos para algún día llegar a vencer totalmente al mal.

Lo mismo podemos decir respecto al sufrimiento, y además no olvidemos la Ley de Causa y Efecto, porque nuestros grandes errores nos producen grandes consecuencias.

Y no son castigos, sino sólo consecuencias.

Más leídas