Emblema Rx.

Emblema Rx.
Index; Temas Relacionados

Translate

Propósito del Cristianismo Esotérico Rx.


Con el propósito de mostrar el auténtico Cristianismo Esotérico a las personas que no pueden aceptar las doctrinas de Cristo sólo por la fe, procuramos divulgar la Filosofía Rosacruz que es absolutamente cristiana y que prepara la superior fase del Cristianismo que será practicada en la edad venidera.
Porque así como el mundo, el ser humano, y todo lo creado, evolucionan constantemente, la religión también debe evolucionar debido a que las explicaciones que eran apropiadas para nuestros antepasados, ahora ya no son congruentes con la condición intelectual y el avance científico actuales.
Así que el auténtico Cristianismo Esotérico Rx. que nosotros estudiamos y procuramos vivir, tiene la finalidad de suplementar el trabajo de las iglesias cristianas, y de ninguna manera intenta suplantarlas. Pero hacemos énfasis en "auténtico" porque con frecuencia se emplea el término "esotérico" vinculado a la magia negra y a prácticas meramente "comerciales".
La interpretación Rosacruz del Cristianismo, entre otras enseñanzas, afirma que la Tierra es una gran escuela a la cual regresamos, vida tras vida, por medio del renacimiento, para aprender lecciones cada vez y evolucionar hacia una creciente perfección de nuestro carácter y del poder que éste implica. Y que el éxito obtenido en esta escuela explica los diversos privilegios de cada vez mayor número de personas; por tanto no dudamos del amor de Dios cuando vemos las desigualdades de la vida, pues sabemos que, a su debido tiempo, todos seremos perfectos, como es perfecto nuestro Padre celestial.
Además, tarde o temprano llega un momento en el de reconocer que la vida es pasajera y que, entre las abundantes inseguridades que existen en nuestra vida, existe una sola seguridad: la de nuestra muerte. Y cuando la mente ha despertado a la realidad de la muerte, se nos presentan las preguntas: ¿De dónde venimos?, ¿Por qué estamos aquí?, ¿Hacia dónde vamos? Éste es un asunto básico que todos debemos enfrentar, y es de vital importancia la forma en que lo hacemos, porque nuestra comprensión de ello condicionará el resto de nuestra vida.
Las enseñanzas rosacruces también quitan el aguijón al dolor causado por la pérdida de seres queridos, porque llegamos a tener la convicción de que "en Dios vivimos, nos movemos y tenemos nuestro ser". Y esto significa que, si una sola alma se pierde, se pierde una parte de Dios y tal tragedia la consideramos absolutamente imposible. Bajo la inmutable Ley de Causa y Efecto, estamos sujetos a reencontrar a los seres "perdidos" en algún momento del futuro, bajo otras circunstancias, y entonces debe continuar el amor que nos une, hasta que él encuentre su más plena expresión.
Las leyes de la naturaleza serían violadas si una piedra lanzada hacia arriba, permanece suspendida en la atmósfera; y, bajo las mismas leyes inmutables, aquéllos que pasan a una esfera más elevada, deben regresar. Cristo dijo: "Debes nacer de nuevo" y "Si voy a mi Padre, regresaré".
Y cuando la barca de nuestra vida navega suavemente sobre un dulce mar en calma, sostenida por las hermosas brisas de la salud y de la prosperidad; cuando nuestros amigos siempre están presentes para acompañarnos en los placeres que aumentan nuestra alegría, y entre los bienes de este mundo; cuando los favores sociales o los poderes políticos nos son conferidos en la esfera en que nuestros deseos busquen expresión; entonces podemos decir con toda el alma: este mundo es lo suficientemente bueno para mí.
Pero, cuando termina nuestra tranquilidad, cuando el fuerte viento de la adversidad nos estrella contra la rocosa orilla del desastre y la ola del sufrimiento nos envuelve, cuando los amigos nos abandonan y toda ayuda se aleja de nosotros; es cuando como el marinero que lucha contra el ímpetu de las olas, buscamos la guía de las estrellas.
Del mismo modo, quien busca un guía en el cual confiar en los días de tristeza y de pruebas, también debe abrazar una religión fundamentada en leyes eternas y principios inmutables; que sea capaz de explicar en forma lógica los misterios de la vida, a fin de que el intelecto quede satisfecho, y que al mismo tiempo contenga una profunda devoción que satisfaga al corazón. Porque sólo cuando el buscador de la Verdad tiene una clara concepción espiritual del desarrollo humano, puede comprender y estar conforme con su suerte.
Cuando está convencido de que ese esquema es verdadero y beneficioso en el más alto grado, y de que todo es regido por el amor divino; tarde o temprano esa comprensión le hace sentir, una profunda devoción y una confianza que lo convierten en un operario de Dios para la viña del mundo. Y, ni ojos ni oídos, han visto ni oído aún las glorias que nos aguardan, aunque en parte Oliver Wendell Holmes ha expresado qué podemos esperar, de la siguiente manera:
Constrúyete mansiones más majestuosas, oh, alma mía, mientras pasan veloces las estaciones. Abandona tu pasado limitado. Deja que cada nuevo templo, más noble que el anterior, te acerque al cielo con mayor espacio abovedado hasta que, al fin, seas libre, y abandones tu ya inservible concha en el infatigable mar de la vida.

No hay comentarios:

Publicar un comentario

Más leídas